Natalia Calao

Natalia-Calao

El 28 de abril del 2021 estalló en Colombia una movilización social a raíz de la decisión del gobierno actual de presentar una reforma tributaria con medidas que afectaban negativamente la economía de la clase media. A las calles se volcaron jóvenes, mujeres, indígenas y madres, que siempre se han sentido excluidos. Algunos integrantes de las fuerzas policiales y militares respondieron con represión, violencia y algunos sectores de la ciudadanía también. 53 días de manifestaciones, bloqueos, muertos y un número indeterminado de desaparecidos.  

El registro de lo que sucedía podía verse en vivo y en directo por las redes sociales de los medios independientes: días de caos y noches de terror se volvieron escenas cotidianas que desfilaban por las pantallas de los celulares. Algunos artistas se sumaron con su oficio y materializaron su apoyo al paro con acciones artísticas y políticas que empezaron a replicarse en cada una de las ciudades que se volvían nodo del estallido social.  

Un mes antes de que iniciara el Paro falleció Antonio Caro, un artista conceptual colombiano que tuvo como materia prima de su obra la palabra que él llevaba al límite de la figuración; ya no como un elemento para ser leído, sino como un recurso gráfico que daba cuenta de las tensiones sociales y políticas que atravesaba el país. La tristeza de Colombia se juntó con la tristeza por la muerte del artista. 

 El 28 de abril -primer día del Paro Nacional-, circuló por redes sociales un cartel que decía: todo está muy triste inspirado en la obra del maestro que dice: Todo está muy caro. Este acto inició el registro diario del ánimo del Paro Nacional con una palabra que cambiaba diariamente.  

La serie es un ejercicio que reúne 30 carteles que circularon de manera gratuita y libre en diferentes soportes, y que van del 28 de abril al 28 de mayo, día que se finalizó este ejercicio con la distribución del primer cartel impreso en risografía, como homenaje a Antonio Caro y como memoria del hecho social y político al que asistieron varios artistas.  

La obra es una reapropiación que echa mano de la intención de las obras de Caro de resignificarse con el contexto y con el individuo que se apropia de estas, revistiéndola de nuevas capas de significado, que son a la vez nuevas posibilidades de registro y de interpretación. El proyecto artístico ha mutado en diferentes soportes: la primera mutación inició con la imagen que circuló en redes sociales; luego la proyección sobre las paredes de varios lugares del mundo que luego se convirtió en un video; y finalmente volvió a su forma original de cartel, esta vez impreso bajo la técnica de la risografía, para ser distribuido de manera gratuita en el bar de la ciudad de Medellín El Guanábano, sitio que frecuentaba el maestro Antonio Caro.

Natalia Calao 1

Natalia Calao 2

Natalia Calao         
Todo está muy paro, 2021 
Impresión sobre papel bond 
1.55 m X 2.46 m

English Link